“Estrategia de seguridad del INE funciona bien”

43

El consejero afirma que si bien hay zonas inseguras, siempre se prepondera al personal. Martín Faz Mora subrayó que en el proceso electoral del 2021, de un total de 162,500 casillas, solamente no se instalaron 32 y no siempre se debió a razones de inseguridad.

La organización de la jornada electoral más grande en la historia de México, no queda exenta de las preocupaciones en materia de inseguridad, pues la instalación de 170,000 casillas, así como el trabajo en campo de 49,000 capacitadores, inevitablemente conlleva a que el INE implemente protocolos de seguridad en algunas zonas del país.

En entrevista, el consejero del Instituto Nacional Electoral (INE), Martín Faz Mora, quien preside la Comisión de Capacitación y Organización Electoral, indicó que la estrategia de seguridad para llevar a cabo una jornada electoral segura comienza desde la contratación de las y los Capacitadores Asistentes Electorales (CAE), es decir, de aquellas personas que recorrerán el país en busca de los funcionarios de casilla.

Esta estrategia, dijo, se enfoca en procurar contratar a capacitadores electorales que vivan dentro de los distritos electorales “de tal manera que vayan a visitar, pues de alguna manera sus rumbos”, con el fin de que generen confianza en la comunidad que vive en zonas de riesgo.

Agregó que dicho protocolo de seguridad también incluye no hacer visitas nocturnas y mantener constante comunicación con los supervisores electorales, Juntas Distritales y autoridades locales.

El consejero detalló que “desde luego nosotros participamos en unas mesas de coordinación con las instituciones de seguridad de los estados y ahí nosotros acudimos fundamentalmente a pedir que haya seguridad para nuestro personal o para el traslado de los paquetes electorales o del material electoral”.